libertad olvido

fotografías sin pies ni cabeza